dilluns, 2 de gener de 2012

Una idea genial para aprovechar 10 segundos

Navegando por Internet es habitual encontrar formularios que, para comprobar que somos una persona y no una máquina, nos piden que tecleemos unas letras y/o números distorsionados, que nosotros reconocemos sin problemas pero que una máquina no es capaz (de momento) de interpretar.


Hace poco encontré esta charla del TED en la que Luis von Ahn, el inventor de este sistema, cuenta cómo lo han aprovechado para digitalizar millones de libros, en un ejemplo fantástico de "collaborative computing".

Está en inglés pero se pueden activar subtítulos.


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada