dissabte, 18 de febrer de 2012

Un mal día lo tiene cualquiera

Es bueno saber reconocer cuándo uno simplemente no se dio cuenta de algo que estaba ante sus narices. Nos pasa a todos, incluso a los famosos. Para muestra, esta frase de Diane Keaton, la musa de Woody Allen en los 70, sobre su (único) encuentro con Steve Jobs.


 The Hollywood Reporter, 21.12.2011

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada